23/10/10

Cosiendo inventos




A veces me pregunto por qué no puedo escribir
Si volveré a empapar con tinta mis palabras,
Cuando un papel en blanco no me dice nada
Si el lápiz en mis dedos se quiere resistir

A veces me pregunto por qué se van mis ganas
Si no puedo contar lo que más quiero decir,
En versos descompuestos que no quieren salir
A trompicones iré clavando mis dagas

A veces me pregunto cómo acabé aquí
Reparando con mentiras mis rotas alas 
Rellenando de los retales mi tonada
Con heridas de un poema que está por zurcir

Y ya no me pregunto por qué, ya no hago nada
Si no sale de mí invocar versos para ti
Si no tengo más musas que las que perdí
Seguiré cosiendo inventos sobre mi almohada

2 comentarios:

Malos ratos y manías dijo...

¿Por qué no aceptar lo que sentimos sin pretender explicarlo? (John Berger).
Muy bonito el poema... pero cómo duele!

bellotera! dijo...

Buena pregunta! supongo que no podemos evitar querer tener siempre una respuesta, una explicación a todo... c'est la vie!

gracias por pasarte :)